Leandro Romagnoli, el máximo ídolo de la historia de San Lorenzo, fue sometido este martes a una artroscopia en su rodilla derecha para retirar el cuerpo libre que le ocasiona molestias. 

El Pipi fue intervenido por el médico del Ciclón Alberto Rovira y todo salió como se esperaba. De ahora en adelante tendrá una recuperación de dos meses en los que preparará su regreso, que seguramente sea el próximo año. Romagnoli, que culmina su contrato en diciembre y lo ampliará en brevedad, tiene la intención de retirarse con la camiseta que más ama y jugando.

Por su parte, Matías Lammens declaró anoche en La Cicloneta que el Pipi cuenta con un “contrato en blanco” para “firmar cuando quiera”. La predisposición de ambas partes nos hace creer que Romagnoli se retirará en las canchas, como se merece.

Por: Blas Fernández

Twitter: @blasfernandezok

Foto: http://www.ole.com.ar

Anuncios