El capitán de Racing Lisandro López habló en conferencia de prensa y fue muy autocrítico con el rendimiento irregular del equipo.

En la semana previa al clásico con Independiente (juegan el próximo domingo) el clima en Avellaneda toma una temperatura poco habitual, y las palabras del delantero de la Academia no fueron la excepción. 

El ex jugador del Porto expuso un alto nivel de autocrítica con el reciente partido con Huracán como ejemplo. “No se por qué nos metemos tan atrás. A los 50′ con Huracán ya teníamos 9 hombres en nuestra área grande y así nos empataron merecidamente. Nuestro rendimiento fue de mediocre a malo”, disparó.

El 9 rancinguista no pudo encontrarle respuesta al mal juego de su equipo: “En general no le estamos encontrando la vuelta. No tengo la respuesta de por qué estamos jugando mal. Me preocupa el mal funcionamiento del equipo”, aclaró con cierta molestia.

En cuanto a su nivel personal también se lo notó frustrado pero con mucha autocrítica: “Por momentos me siento molesto adentro de la cancha. Busco pensar en el funcionamiento del equipo. No me está tocando convertir. Ni siquiera estuve cerca del arco rival en los últimos partidos”.

Por otra parte habló del vital Derby de Avellaneda que se viene: “Es un partido de suma importancia, lo espero ansioso y con ganas de ganarlo. Es el partido que el mundo Racing quiere ganar”, y también aceptó que tiene la responsabilidad por ser locales: “La presión la tenemos nosotros por jugar en casa y con nuestra gente”, manifestó.

Por último opinó del futuro del Ruso Zielinski: “No creo que se ponga en duda el puesto de un entrenador por un partido”, afirmó el goleador sobre la situación de su director técnico.

Hoy se ausentó Marcos Acuña por un cuadro febril pero Bou y Guisao se movieron a la par del resto. La buena noticia que recibió el plantel es que Brian Fernández volvió a las prácticas luego de los tratamientos por su adicción.

Ramiro Röttjer

@ramarott

Foto: Diario Deportivo Olé

Anuncios